cursos-TDAH-696x414-1.jpg
25/Sep/2019

La etiología del Trastorno de  Déficit  de Atención  con Hiperactividad, se presenta como un trastorno de la neurotransmisión de la corteza  prefrontal, zona que desempeña un papel trascendental en la planificación y regulación de la conducta.
Manifestaciones clínicas en edad pre-escolar (3-5 años)

  • Hiperactividad motora ( no está quieto nunca )
  • Impulsividad y agresividad ( golpea a otros niños)
  • Juego muy vigoroso y hasta destructivo, rompe objetos.
  • Temerario (puede arriesgarse o arriesgar a otros)
  • Tiene dificultades de seguir consigna.
  • Le cuesta adaptarse a actividades grupales.
  • Interrumpe a otros.

TDAH en edad escolar (6 a 11 años)

  • Bajo rendimiento académico
  • Se distrae con facilidad
  • Dificultades para organizar las tareas.
  • Llamadas de atención frecuentes por parte de los educadores.
  • Frecuentemente está fuera de su asiento.
  • Responde antes que le terminen de preguntar.
  • No espera turnos en los juegos.
  • Dificultad para relacionarse con sus compañeros.
  • Poco colaborador en las tareas
  • Propenso a sufrir accidentes.
  • Baja autoestima.

Tratamiento Psicológico
Este tipo de abordaje debe ser realizado como parte imprescindible  en estos niños. Las alteraciones del carácter que este trastorno produce,  las dificultades de convivencia con otros, los  riesgos que supone en la vida la impulsividad,  y el daño de la autoestima debido a los reiterados fracasos en obtener sus logros , son  obstáculos que difícilmente pueden ser superados sin ayuda de este tipo de tratamientos.
Fundamental en esta terapia es el trabajo con la familia,  ayudarlos a aceptar y ser conscientes de lo que le sucede a estos niños y colaborar en ir superando dificultades, con un adecuado  asesoramiento.
Tratamiento Pedagógico
Es muy  importante la intervención de un Psicopedagogo o un Logopeda para ayudarle a resolver  los trastornos de aprendizaje que suelen acompañar al TDAH. Haciendo una enseñanza particularizada, para poder llenar los baches en el conocimiento que se fueron produciendo en la mayoría de los  casos, como  consecuencia  de la dificultad  en la atención, uno de los pilares del aprendizaje.
Tratamiento Médico.
Al detectar,  determinados signos de alarma, es fundamental  la opinión y evaluación de un profesional Neurólogo. Considerando que lo que pasa en el cuerpo influye  en la conducta y viceversa, el diagnóstico mediante estudios médicos,  ayudará a comprender y actuar de manera correcta y eficaz.
Equipo  Interdisciplinario.
Es fundamental conocer los síntomas del cuadro y cómo se presenta en diferentes momentos de la vida. Es recomendable utilizar todos los recursos posibles para confirmar el diagnóstico, recurrir a exámenes complementarios cuando sean necesarios y además disponer del tiempo preciso para armonizar la interacción del equipo  terapéutico   interdisciplinario.
Su grado de intensidad es muy variable y sus diferentes síntomas también lo son. El cuadro debe ser estudiado en sí mismo o si se presenta acompañando a algún otro tipo de trastorno,  ya que el TDAH  suele estar asociado a otros tipos de patologías.
En caso de que el profesional médico  considere  la necesidad de administrar medicación,  es muy importante que él, recoja permanentemente  información de los padres y maestros, para evaluar la marcha del tratamiento y, si es necesario, ajustar la dosis correcta de la medicación.
Con los niños pequeños siempre es preferible comenzar con modificaciones de conductas dentro del ámbito familiar orientados por la Psicóloga Infantil.
El equipo interdisciplinario, la familia y sus educadores, deben  trazarse  siempre objetivos realistas  y no idealizados que se conviertan en inalcanzables, ya que eso  se traduce en una nueva causa de frustración para todo.
También es fundamental poner énfasis en las mejoras y en los recursos reales del niño y no centrarse excesivamente en las dificultades, pues  eso nos hace perder de vista los avances que va logrando y sus capacidades potenciales. Es  importante visualizar al paciente como un todo y no focalizarse en sus limitaciones. Por  lo tanto, necesitan  ir conociendo sus recursos, sus talentos, sus energías positivas y sus logros, y ser reconocidos por los demás para poder recuperar su autoestima, superara sus debilidades y tener una vida satisfactoria.

Bibliografía
“El trastorno por déficit de atención”- Luis Gratch


WhatsApp-Image-2020-07-01-at-15.09.25.jpeg
05/Abr/2019

TRASTORNO POR DÉFICIT DE ATENCIÓN E HIPERACTIVIDAD.
Cuando hablamos de que un niño es hiperactivo nos estamos refiriendo a un posible desorden por déficit de atención con hiperactividad. El déficit de atención con y sin hiperactividad afecta a niños muy diversos, pero generalmente, se estima que es 10 veces más frecuente en los varones. Es decir, se estima que de un 3% a un 5 % de los niños menores de 10 años padecen DÉFICIT DE ATENCIÓN CON HIPERACTIVIDAD.
Dentro de este trastorno, destacamos dos síntomas fundamentales:

  • Déficit de atención.
  • Impulsividad e hiperactividad motriz.

La mayoría de los niños presentan un trastorno de tipo combinado con características significativas de ambos síntomas. Pero también nos podemos encontrar con niño que únicamente presente un síntoma de los dos y el otro esté ausente.
¿Cómo saber si mi hijo o mi alumno es hiperactivo? : DIAGNÓSTICO.
Los padres y los profesores constituyen dos figuras clave para la detección del déficit de atención con hiperactividad, pero necesitan asesoramiento profesional para conocer el mejor modo de recoger de una forma objetiva la información necesaria para esta labor. El primer paso es observar los síntomas básicos antes mencionados. Se siguen los siguientes pasos:

  • En primer lugar, se les pasa una serie de cuestionarios a los padres y profesores del niño para indicar qué aspectos destacan de la conducta del mismo.
  • Seguidamente, se realiza una valoración psicopedagógica, mediante pruebas estandarizadas, evaluando, en primer lugar, el coeficiente de inteligencia para descartar la presencia de retraso mental.
  • Exploración neurológica.
  • Exploración neurofisiológica realizando un electroencefalograma, cartografía cerebral y potenciales evocados.

Tratamiento TDAH.
Un programa de intervención adecuado debe:

  1. Ser elaborado de forma individualizada a partir de información recogida en el informe diagnóstico.
  2. Debe incluir todos aquellos dominios en los que el niño hiperactivo manifiesta algún problema de tipo cognitivo, emocional y/o comportamental.
  3. Valorar en qué medidas estas dificultades afectan en el ámbito escolar.
  4. Enfocar el tratamiento desde un punto de vista personal, escolar y familiar.

Todo lo mencionado anteriormente, debe ser llevado a cabo de forma multidisciplinar, es decir, que todos los profesionales que traten con el niño lleven un trabajo coordinado.
Si sospechas de la presencia de algunas conductas mencionadas anteriormente puedes consultar con un logopeda en Valencia que pueda tratar el Trastorno por Déficit de Atención e hiperactividad (TDAH). Desde nuestro centro podemos ayudarte.
Bibliografía
Orjales, I., (2011). Déficit de atención con hiperactividad: Manual para padres y educadores, España, CEPE.


logo dark

Un gran equipo de profesionales a tu servicio. Logopedas, psicólogos, pedagogos, profesores de canto y especialistas en voz.

Dónde encontrarnos

  • G.V. Fernando el Católico 16, pta. 2. 46008 Valencia.
  • C/ Bélgica 2, pta. 2. 46021 Valencia.
  • Paseo de las Germanías 43, esc. 3, pta. 8. 46702 Gandia

centrodelavoz@centrodelavoz.com - Teléfono 655658373

× ¿Cómo puedo ayudarte?